17 diciembre 2006

EL CALAR DE GÜEJAR SIERRA


























































































































































































































EL CALAR DE GÜEJAR SIERRA
Hoy, para cerrar el año sobre el que nos encontramos, a unos 10 centímetros de la Navidad; para zafarnos un poco de estas flechas tan señaladas con que nos apuntan todos los grandes almacenes y supermercados, nuevamente nos dirigimos hasta Güejar Sierra (1.084 m.) para realizar esta última del año antes del parón forzado y ascender hasta su buque insignia. Y digo buque porque el Calar tiene esa forma tan parecida a la de un casco de barco bocabajo, o una gran bañera invertida, y que da sombra, imposibilitándole "las vistas", a cualquier pueblo que se le acerque o arrime en kilómetros a la redonda. Pero la panorámica de las mismas, desde arriba, son lo que, en justicia, merecen la pena. Así que allá que nos dirigimos. A por su bandera.
Un kilómetro antes de llegar a esta serrana localidad de Güejar Sierra, por mérito propio y naturaleza (a unos 16,5 km. de distancia de Granada) y un poco después de pasar el Camping las Lomas, tomamos el desvío de la izquierda que se nos insinúa y lleva con dirección al Barrio Alto y a la Argumosa.
Pasamos la Plaza del Barrio Alto, giramos nuevamente a la izquierda y aparcamos el vehículo junto a la Fuente de los 16 Caños; observando el mal estado en que se encuentra y sólo funcionando por desgracia uno sólo de ellos.
A la derecha de la fuente, hay un panel informativo y una indicación señalándonos hacia el "Cerro el Calar". Camino que tomamos en un pronunciado ascenso, bordeando en nuestro primeros pasos la balsa la Solana, rodeándola por la alambrada que la cerca.
Continuamos con esta fuerte subida, tomando como referencia, a nuestra izquierda, unos postes de tendido eléctrico junto a unos enormes tajos hacia arriba.
Al poco vemos unas ruinas. Son las del Cortijo de las Lastras. También vemos una pequeña alberca para riego. Si nos damos la vuelta, ya empezamos a disfrutar de la hermosa panorámica del Pueblo de Güejar a nuestros pies (más bien su Barrio Alto) y el Pantano de Canales al fondo y por desgracia con un bajo nivel de sus aguas.
Seguimos por la marcada vereda ascendiendo y que nos lleva tras una hora y veinte minutos, zigzagueando y zigzagueando, aproximadamente hasta unos cortados de vértigo en los que hay dos cruces metálicas muy próximas y con unas vistas maravillosas hacia las altas cumbres de Sierra Nevada (no tan nevadas como deseáramos) y la Estación de Maitena allá abajo.
A las dos horas de caminata coronamos la zona conocida como Los Parapetos (1.755 m.a.). Una zona plagada de trincheras, restos de la guerra Civil Española. Una de las antiguas posiciones defensivas de mayor enbergadura de la comarca (16.300 m2). Según las inscripciones en ellas que se conservan, el lugar fue fortificado por la 20ª Compañía de Zapadores. Constuyéndose aquí dos nidos de ametralladora en los extremos de la zona de vanguardia; entre las que se implantaron una línea de parapetos (de aquí su nombre) con pozos o puestos de tiro insertados a intervalos regulares. Destinándose la zona posterior del cerro a la protección y descanso de la guarnición. Estando el puesto de mando localizado en el flanco izquierdo, así como un refugio contra artillería subterráneo blindado, dos habitaciones rectangulares y un albergue de montaña circular. Contando el flanco derecho con otros dos albergues idénticos y un refugio contra artillería. Realizándose la comunicación entre todos estos elementos circulando a través de más de treinta trincheras.  La protección estaba a cargo de una sección independiente (cincuenta y cuatro personas); y el suministro del agua a lomo de caballerías desde una de las fuentes de Güéjar Sierra que se almacenaba en dos depósitos subterráneos fabricados con lacrillo y cemento, así como en dos cubas.
Haciendo aquí un pequeño alto para tomarnos un pequeño tentempié y saborear de camino sobre esta parada las hermosas vistas que tenemos como al alcance de la mano. Desde aquí podemos observar en su máxima longitud y plenitud el Valle del Genil y el Pantano de Canales con sus escuetas reservas de agua.
Subimos un poco para coronar ya bajo nuestros últimos pasos, el Calar de Güejar Sierra de 1.865 m. de altitud. Sierra Nevada parece que la pudieras tocar con la mano, siendo la panorámica desde aquí de lo más completa y significativa…La Atalaya, Puntal de Vacares, La Alcazaba, El Mulhacén, El Veleta...Todos, todos como hermanos y como cogidos de la mano.
Antes de iniciar el descenso hacia el Collado de la Gitana, descendemos un poco desde su punto más alto, para tomar unas instantáneas junto a su vértice geodésico y que se haya rodeado de espléndidas matas de plantas aromáticas como la salvia, romero, alhucema o lavanda, y algunas otras más espinosas como el cojín de monja y espino albar.
Retornamos, y ahora bajamos por una pedregosa vereda que se encontraba hoy bastante embarrada debido a la escarcha que se estaba derritiendo a estas horas, y que nos acerca hasta el Collado de la Gitana.
Bajo nuestros pies tenemos el Camping Balderas y observamos que el carril por el que pasamos a primeros de año está totalmente asfaltado desde Güejar Sierra.
Desde aquí, con unas cuatro horas de caminata a nuestras anchas, comenzamos la bajada por el carril que parte a nuestra izquierda y que nos conduce, al poco, al Cortijo Cueva de la Gitana, en donde hacemos el alto obligado para el avituallamiento.
Continuamos la marcha, con el Cerro de los Miguelejos a nuestras espaldas, bajando campo a través durante unos minutos con dirección SO, y buscamos una alambrada para bordearla y rodear, ahora, el Cortijo de la Gitana por su lateral izquierdo hasta encontrar una estrecha y perdida vereda que nos desciende en picado hasta unos arenales. Vereda que nos coloca de inmediato sobre una pista agrícola y que nos lleva con dirección a la Fuente de la Teja, girando nuevamente a la izquierda y tras un giro de 180º .
Aquí sobre este paraje de la Fuente de la Teja, tomado hoy por el ganado, a pocos metros de distancia, avanzando por este carril, ya carretero, hacemos un alto en el camino para saludar al amigo Paco, dueño de la Casa Rural Fuente de la Teja, para tomarnos un café caliente ya que la tarde refrescaba de forma acelarada. Instalaciones que tiene tan cuidadas y trabajadas hasta el último detalle.
Seguimos la marcha, y nos topamos con el primer cruce de caminos: a la derecha, y en descenso, lleva hacia el Cortijo de la Argumosa y del que ya habíamos avistado un poco antes algunas de sus instalaciones; de frente, y el que nosotros tomamos, hacia el Collado de la Trinchera.
Ahora el carril discurre “a sus anchas” más interesadas (parece ser que pretenden también asfaltar éste de inmediato) y como destino al parecer, sólo, ese Cortijo de la Argumosa; aunque de rebote, el que lleva a la Fuente de la Teja, pille algún pequeño pellizco de ese "progreso".
Contado en pasos, en algunos puntos, hay hasta 12 metros de ancho. Total que, una autopista sobre el horizonte del Collado de la Trinchera y al que nos dirigimos a continuación, divisando ya, a lo lejos, su erguida cruz , para terminar, tras coronarlo, con la bajada ya hacia la localidad de Güejar Sierra.
Pero antes, nos las vemos y deseamos para encontrar la vereda que nos acerca a la Fuente de los 16 caños a consecuencia de estas obras que se están realizando para el asfaltado de la carretera. Total que, después de encontrarla y seguir un poco a través del curso de una acequia, bajamos por un roquedal hasta la mismísima fuente mencionada.
Punto y final, tras unas siete horas aproximadamente, de esta última y dura caminata, que tiene como puntos suspensivos, más que finales…Pues que, es la última oficial del año!
Felices Fiestas pues; y nos vemos, como siempre, tras este pequeño paréntesis navideño.
*
-Accesos: Desde Granada a Güejar Sierra (16,5 km.) en vehículo. Regreso: viceversa
- Itinerario: Fuente de los 16 caños (Barrio Alto de Güejar Sierra), Los Parapetos, Cumbre del Calar, Collado de la Gitana, Cortijo Cueva de la Gitana, Fuente de la Teja, Collado de la Trinchera, Fuente de los 16 caños.
-Trayecto: circular
-Número de participantes: 4
-Dificultad: Media
-Duración: 7 h.
-Agua: llevar.

No hay comentarios: